Nación envió refuerzos de gendarmes al norte

Luego de los reiterados planteos del gobernador Gustavo Sáenz por la permeabilidad de la frontera con Bolivia y los videos que se viralizaron, el Ejecutivo nacional reaccionó y envió refuerzos de gendarmes a la zona del límite internacional de Aguas Blancas.
gendarmería

La circulación transfronteriza se incrementó tras la baja del caudal del río Bermejo, lo que permite el paso entre países caminando.

Gendarmería Nacional desplegó el viernes un refuerzo de efectivos en las márgenes argentinas. El objetivo, según informaron desde la fuerza federal, es "mejorar el control de la circulación clandestina".

"Dado que esta zona constituye una unidad regional de relaciones, intercambios y cotidianidad económica, cultural, familiar y social, las restricciones impuestas por la COVID-19, así como por los recientes rebrotes de contagios, han generado efectos locales que requieren un abordaje específico de parte de las autoridades provinciales y nacionales. En ese marco es que Gendarmería realiza redespliegues de su personal para controlar la anómala situación y para devolver la mayor normalidad a la región aún bajo la excepcional situación impuesta por la pandemia", explicaron en el Ministerio de Seguridad de la Nación.

El Gobierno provincial dio a conocer, en tanto, que se coordinó un trabajo en conjunto entre la Policía de Salta, Gendarmería y el Ejército Argentino para articular acciones preventivas en distintos sectores a fin de evitar el paso ilegal al país.

Afirmaron que tras el refuerzo del personal interfuerza se registró una disminución de extranjeros ilegales en los sectores del Paltar, Botánico, Terminal y paso de chalanas entre otros puntos del límite con Bolivia. En esos sectores los pasos clandestinos de personas se habían multiplicado a partir de la bajante del río Bermejo.

Los efectivos de seguridad y defensa hacen patrullajes en zonas urbanas, en áreas de frontera y por vía aérea a cargo del Ejército, que brinda un importante apoyo logístico integral, como le venía haciendo antes de la pandemia en el sector limítrofe que comprende la puna salteña y jujeña.

A la vez, el Ministerio de Seguridad de la Provincia reforzó las áreas operativas de la Unidad Regional 2 para aumentar la presencia policial en Aguas Blancas y articular controles con las fuerzas nacionales.

Resaltaron que en dos meses de control se evitó el ingreso ilegal de más de 1.300 extranjeros que intentaban ingresar a Salta por Salvador Mazza y Aguas Blancas. En esas acciones se trabajó también con la Policía Naval boliviana y hubo una intervención del Consulado de Bolivia.

Te puede interesar